Diarios de viajes por el mundo *Marco Polo en reclinada, ¡válgame dios!*

Des glaciers encore des glaciers... putains c'est chiant!

Me gustan los diarios de viajes.
De viajes en bici.

Creo que todo ciclista que recorra más de 100 kilómetros fuera de su ciudad, alejándose de su entorno, dejando a la espalda su casa habitual; regresará siempre con un buen puñado de historias que contadas con algo de técnica y emoción, harán de una pequeña aventura una nueva bitácora de viajes.

Es casi seguro que, a diario, nacen decenas de historias sobre dar pedales, sobre sufrir y disfrutar en una bicicleta.

Por eso nos gusta traer textos sobre ciclismo a este lugar, como la experiencia de Tomeu (que ahora va en busca de una nueva aventura, para contar después con su buen arte) y en este momento disfrutamos de las andanzas de Prado y Guillaume, amigos en la distancia que recorren la Patagonia, cruzándose con otros ciclistas de trazado global, de cuya existencia ya teníamos noticias por otros derroteros, y que como en toda buena historia de viajes por el mundo, acaban cruzándose inevitablemente.

Empecemos el ascenso, como dice Prado en su emocionada descripción:

“Unos 30 km después de Puyuhuapi empezamos a nivel 0 para ascender casi 600 metros de desnivel y descubrir que las fuerzas no se encuentran en nuestras piernas, sino en nuestras cabezas. Poco a poco conseguimos conquistar la cima, que orgullo y que alegría cuando a tu ritmo puedes llegar a uno de los puntos claves del viaje. Los coches y motos que nos han adelantado han sido pocos, pero todo el mundo nos gritaba, animaba y hacia signos que nos ayudaban a seguir. La mejor parte fue encontrarse a dos cicloturistas alemanes bastante expertos, que nos miraban como si estuviéramos locos por elegir la Patagonia como nuestro primer destino.”

No no estamos locos.

Que luego venimos y lo contamos en persona, y no lo parecemos tanto.

Porque también esta opción de la narrativa ciclista hablada, es una actividad muy saludable, para el que no viaja en la lectura tan cómodamente, sino que prefiere la tradición oral. Hace un par de días nos ha informado el colectivo Bicimundo que ya están programadas las IV charlas del Ciclo de conferencias sobre cicloturismo:

* Sábado 5 de marzo 2011: LONG ROAD NORTH, por Gwendal Castellan. De Tierra de Fuego al Ártico.
* Sábado 12 de marzo 2011: CICLOTERAPIA, por Iñigo Rumenige. De El Cairo a Bangkok.
* Sábado 19 de marzo 2011: RUTAS EN SILENCIO, por José Luis García Ginard. Patagonia, Marruecos e India.

Según la organización, el lugar cambia con respecto a las anteriores ediciones.
Lugar: I.E.S. Sierra de Guadarrama de Soto del Real
Hora: 20:00
Observaciones: Habrá servicio de bar.
Información adicional: Los detalles de los encuentros se publicarán en la web de Bicimundo.org

Desde Okocicle, os instamos a difundir las charlas entre conocidos y entusiastas del ciclismo y acompañarnos a las que buenamente podamos asistir, que durante este año intentaremos que sean todas, que tienen una pinta fantástica. Y por supuesto!… llevaremos nuestras bicis reclinadas, que siempre va bien preguntar, si se animan a oírnos desde nuestro punto de vista confortable y aerodinámico. Esperemos que pronto podamos asistir como narradores, que historias de campo y de ciudad no nos faltan.

Volviendo a la aventura de la Patagonia, Prado y Guillaume (este último curtido fabricante de alforjas para bicis urbanas) llevan un mes de recorrido y lo que falta por delante. Hemos convenido, compartir sus experiencias en este espacio por donde pasa cada vez más gente y de a poco contar lo que les sucede en puntos tan australes. Entre otras cosas, su encuentro con una aguerrido vasco del que habíamos leído algo en su famoso blog “Formidable Yegua Aluminio“.

Un RDV sur la route avec un basque connu sur internet : Aritz

También la pequeña y curiosa persecución que llevan a cabo, intentando encontrar a un ciclista reclinado alemán que va por la zona, y del que van obteniendo pistas por otros ciclistas que se cruzan en el camino, a ver si lo adoptamos y lo sumamos a la galería de reclinados por el mundo como Klaus y su reclinada de Bambú o Anna Dussert y su indescriptible experiencia con un triciclo reclinado por el Himalaya.

_PPB7067

Otras referencias que han encontrado nuestros amigos durante sus días de viaje, son:
Philipp y Valeska, dos austriacos que llevan más de 4 años recorriendo mundo, y que van y vuelven a Europa a trabajar 3 meses en verano… y vuelta a empezar.
Eric y Amaya, un francés y una estadounidense que llevan incontables años dando vueltas por el mundo, inspirando a cicloturistas como ellos mismo tienen por eslógan.
Lucie y Torrey, dos canadienses que bajan desde Alaska a Ushuaia en un recorrido que tiene además un componente comprometido con una asocaición sin fines de lucro que dona bicicletas usadas a países menos privilegiados.

A esta interesante lista, no podemos dejar de añadir (por bien conocidos y amigos) al foro de Rodadas.net, lugar obligado cuando se quiere algo de inspiración, ideas o simplemente viajar desde la mesa de casa.
También recordar, el proyecto Bizibidaia, que ahora mismo recorren tierras neozelandesas como buena familia viajera que son, y esperemos que con óptimos resultados a los manos de el tamden reclinado Pino de Hase.
Y finalmente, no podemos dejar de mencionar, por muy reciente, el proyecto de Marco y Piedad, cuyo siguiente proyecto viajero y solidario se denomina: DESTINO MADANPUR, con la intención de recaudar fondos para la reconstrucción y dotación de una escuela en este pequeño pueblo situado en el corazón del Himalaya.

Así que con tanta información, desde Okocicle, nos motiva a partes iguales que indaguéis todo lo que podáis en estas referencias y que salgáis de viaje con la bici cuando la agenda lo permita y hagáis la vuestra propia.

Nosotros, desde hace tiempo miramos a un punto determinado del mapa (que no desvelaremos hoy) y ojalá a lo largo del tiempo podamos ir mostrando ese recorrido especial, que más especial és por ir en bicicleta reclinada, ¡que duda cabe! disfrutando de un paisaje 360, con los brazos relajados, la cadencia indetenible y la libreta llena de anécdotas.

Desde Okocicle, os dejamos un saludo viajero!!

ATRAVESANDO LA PATAGONIA *Hoy Carretera Austral, de Puerto Montt a Coyhaique*

Amigos

¡Hola a todos!

Somos Prado y Guillaume. Nos gustaría presentarnos brevemente para que nos conozcais un poquito y entendáis de donde salió nuestra idea del viaje a Patagonia.
Guillaume y yo, somos una pareja amante de las bicicletas. Guillaume está enamorado de ellas prácticamente desde que nació y me ha transmitido su pasión durante los 3 años que llevamos juntos. En Canadá, un día no es un día normal si no utilizamos nuestra bicicleta, vamos a trabajar, a comprar, salimos por la noche, todo todo (lo hacemos) con la bicicleta, en este nivel nos podemos definir como usuarios diarios aunque sin ser grandes deportistas.
Hace unos meses que decidimos dejar nuestra vida en Montreal y regresar a España con los nuestros, así que ya que lo dejábamos todo, pensamos que la mejor opción era tomarnos unos meses a aquello que nos gusta llamar “transicion”.
Yo queria ir a America del Sur y Guillaume queria hacer un viaje inolvidable en bicicleta, así que de allí surgió la idea…nos vamos a la Patagonia!
Objetivo inicial, Ruta Austral y Tierra del Fuego, de Puerto Montt en Chile a Usuahia en Argentina.
El 5 de Enero salimos en nuestro primer viaje de larga distancia (en bicicletas); desde Puerto Montt… y oficialmente pasábamos a ser cicloturistas!!!
Nuestras piernas habian tenido poco entrenamiento, tan solo los 20 km diarios de ida y vuelta al trabajo, y sin embargo mentalmente estabamos listos para la aventura.
La primera etapa que hay que afrrontar es la Carretera Austral en Chile (desde Puerto Montt a Villa O’Higgins)
Para los que no estéis familiarizados con la zona, esta carretera fue construida en los años 80 para comunicar la región mas al sur de Chile y atraer a miles de aventureros cada año, que huyen de las grandes aglomeraciones.
Durante las más de 1200 km que hemos recorrido (1000 de ellos sin pavimentar) hemos visto algunos de los paisajes más dramáticos del mundo, con vida silvestre, glaciares, montañas, lagos, ríos y todo en condiciones inalteradas, lejos de la mano del hombre. Así que a día de hoy nos quedan unos 240 km para terminarla y las impresiones son todas buenas.

Habíamos leído que la carretera Austral era uno de los caminos mas espectaculares de Sudamérica y uno de los 10 caminos más recomendados para cicloturistas, y una vez dentro entiendes rápidamente el por qué, y vas encontrando a tu alrededor decenas y decenas de ciclistas que hacen la misma ruta. La mayoría de los ciclistas realizan esta ruta de norte a sur, y si lees un poquito entenderás que debido a la dirección habitual del viento es la ruta mas recomendada. Si estás fuerte y quieres encontrarte poca gente en tu dirección entonces de sur a norte es tu mejor opcion.

Desde Puerto Montt avanzamos hacia el sur bordeando la costa durante 45 km (aproximadamente 30 de pavimento) hasta llegar hasta Caleta La Arena donde cruzamos en un pequeño ferry hasta la Caleta Puelche. La primera noche de camping la pasamos en Contao, y al día siguiente llegada a Hornopiren despues de un día muy duro de subidas y bajadas con un ripio horrible para cicloturistas novatos. La llega a Hornopiren es increíble… volcanes, montañas que nos esperan mientras bajamos viendo el mar. Este día fue el mejor ejemplo de que se puede olvidar la fatiga acumulada durante horas en tan sólo un segundo.
Allí tomamos una barcaza para ir a Chaiten… cuidado si piensas hacer el mismo trayecto, te recomendamos reservar la barcaza en Puerto Montt o te quedarás en tierra durante unos cuantos días.
Chaiten es un pueblo conocido por la desgracia ocurrida hace casi 3 años donde la erupción del volcan con el mismo nombre, provocó la evacuacion y reubicación completa de toda la población. El gobierno chileno no quiere que se ocupe más este pueblo, pero los antiguos habitantes regresan poco a poco a la ciudad aunque no hay ni agua corriente, ni electricidad. Merece la pena recorrer las calles fantasmas de este pueblo e intercambiar conversaciones con los comerciantes que regresan en verano para vivir del poco turismo que queda en la zona. Impresionante.

En una segunda etapa partimos desde Chaiten, siempre siguiendo la Ruta 7 al sur (imposible perderse) con camping al lado del magnifico glaciar Yelcho. Personalmente, yo nunca había visto un glaciar en mi vida y este glaciar es perfecto para un primer abreboca de todos los glaciares que nos esperan de camino al sur.
Atravesando uno de los puertos más difíciles que hemos hecho durante estas semanas, pasamos por Villa Santa Lucia y aproximadamente a 150 km de Chaiten llegamos a la Junta donde llegan viajeros de paso que vienen de Chaiten o que acceden a la Patagonia Chilena desde Futaleufu en Argentina.

Los 44 km de la Junta a Puyuhuapi nos traen una ruta facil y la entrada norte al Parque Nacional Queulat pedaleando al lado del lago Risopatron en una carretera estrecha, llena de subidas y bajadas rodeados de Nalcas (o lechugas gigantes como nosotros les llamamos)… ¡Precioso!
Puyuhuapi es un pequeno pueblo perfecto para hacer noche antes de afrontar el gran paso del parque Queula, pero acuérdate, no acampes en la playa o puedes salir nadando.
Unos 30 km despues de Puyuhuapi empezamos a nivel 0 para ascender casi 600 metros de desnivel y descubrir que las fuerzas no se encuentran en nuestras piernas, sino en nuestras cabezas. Poco a poco conseguimos conquistar la cima. Que orgullo y que alegría cuando a tu ritmo puedes llegar a uno de los puntos claves del viaje. Los coches y motos que nos han adelantado han sido pocos pero todo el mundo nos gritaba, animaba y hacia signos que nos ayudaban a seguir. La mejor parte fue encontrarse a dos cicloturistas alemanes bastante expertos, que nos miraban como si estuvieramos locos por elegir la Patagonia como nuestro primer destino.

Hay mucha gente que dice que bajar es más fácil que subir pero en ciertas ocasiones bajar es complicado, ese día sentí que mis frenos quemaban y es que la bajada era exigente para nuestras condiciones fisicas y para una bici cargada hasta arriba. Guillaume siempre a mi lado podría llevar un ritmo mas dinámico pero nos hemos adaptado bien y hemos encontrado una velocidad que nos conviene a los dos.

Creo que recordaré toda mi vida el momento en el que llegamos al final de la bajada donde terminaba el magnifico parque Queulat y llegamos al cruce con Puerto Cisnes, allí por arte de magia empieza el pavimento. No lo sabía, empece a llorar de alegría.

Después de un dia de descanso para nuestras piernas y sobre todo para nuestro culete (el ripio no ayuda!) continuamos rumbo a Villa Amengual donde el tiempo no acompaño demasiado y no pudimos apreciar la cadena de montañas que rodea y protege a esta pequena población. Los siguientes 134 km hasta Coyhaique nos trajeron maravillosas imagenes de postal y de nuevo cambios en la vegetacion, reemplanzado las Nalcas por el bambú.

Trop chaud

A la llegada a Coyhaique paramos en el Mirador Marchant para echar un vistazo a la ciudad y en ese momento nos dimos cuenta que habiamos estado aislados de la realidad porque aquella pequena población de 50000 habitantes nos parecía gigante. En ese momento nos encontramos nuevamente a los turistas alemanes, me pude reír mucho cuando me miraron y me preguntaron si habia tomado un autobús… “¡¡¡claro que no!!!” dijimos orgullosos de nuestro ritmo
En nuestra llegada a Coyhaique habiamos pedaleado durante tan solo nueve dias pero parecía que llevaramos en la Patagonia toda nuestra vida.
Nuestro viaje está basado en una frase: “el plan es que no hay plan” y en una sola filosofia: ¡DISFRUTAR!

La proxima vez os contaremos el camino de Coyhaique a Villa O’Higgins y nuestro paso a Argentina.

Nos vemos!

Prado y Guillaume.

Grasshopper FX HP Velotechnik *La reclinada plegable del mercado*

GHFX-00

Llegamos al encuentro con algo de retraso, pero llegamos. Nos esperaba la reclinada plegable de HP Velotechnik, lista para mostrar todos sus ángulos y ventajas.

GHFX-4

Primeramente la observamos detenidamente, fijándonos en todos sus detalles.
Procedimos a plegarla y desplegarla, varias veces, comprobando lo fácil que se hace con la práctica, lo robusta que es su bisagra central que permite el plegado, y que es necesario girar 90 grados el manillar si se quiere optimizar el plegado. No obstante, sin tocarlo también funciona a las mil maravillas.

GHFX-2

GHFX-5

GHFX-7

GHFX-6

Con la bien diseñada correa de sujeción, una vez plegada no hay manera de que se suelta hasta volver a dar suavemente al sistema que libera en enganche.

GHFX-1

Una vez colocado todo en su sitio, y convertida en bicicleta, las sensaciones son de agilidad y comodidad, sin duda ninguna.

GHFX-3

Si quieres realizar una prueba e información sobre la Grasshopper FX, contáctanos en info@okocicle.com

Un saludo del equipo Okocicle.

Encuentro (breve) de reclinados en Valencia *Con razón las brevets se concentran en la zona*

Buen tiempo en Valencia para dar un paseo en bicicleta y triciclo reclinado, particularmente en la zona cerca del Puerto, con grandes espacios y la tranquilidad que proporciona el calmado del tráfico en fin de semana. No tanto como quisieran los ciclistas urbanos, pero se puede convivir con más tranquilidad respecto a otros días.

A la cita ha acudido desde reclinados noveles, que viven con emoción sus primeras pedaladas y también veteranos del tema, como Vicente poseedor de una Streetmachine Gte, que además está en periodo de prueba con una modificación que ha realizado con una horquilla de carretera (coste: 20 euros + mano de obra) y colocando una rueda de 26 pulgadas, lo que le da una configuración más del tipo carretera, disminuyendo la polivalencia de la Streetmachine pero aumentando su velocidad y sensaciones al rodar por asfalto. Si queréis consultar cómo lo ha hecho, dede Okocicle encantados os ponemos en contacto con él y su bici modificada (también está construyendo una bici reclinada, pero este es otro tema de más profundidad).

También hemos tenido entre manos, un triciclo reclinado Adventure de 26′ de ICE y una Grasshopper FX -plegable- a la que dedicaremos una entrada exclusiva en breve.

Durante el encuentro, hemos tenido oportunidad de intercambiar experiencias, hablar sobre modelos, comentar la tendencia que vemos en el mercado de las reclinadas en España y sobre todo pasar un buen rato entre gente que sabe, que conoce detalles sobre reclinadas que son invalorables. Si algún interesado de la zona, quiere contactar a los miembros de este grupo, os conectamos vía email a través de info@okocicle.com

Nos hemos despedido bajo la promesa de quedar para una salida antes de las Fallas. Estaremos atentos y con la reclinada a punto para dicha salida.

Un abrazo a todo el grupo y un saludo del equipo de Okocicle desde Madrid.

Fujin SL II *Empezamos 2011 ligeros de peso*

Fujin SL 2 - Detail3

Empieza 2011 compartiendo bajo el nombre de Challenge Bikes, uno de sus modelos de culto: la ¡Fujin SL II!
Con menos de 9 kg de peso, configuración de ruedas 26”-20” con cubiertas de alto rendimiento en asfalto, asiento de carbono, ventisit y accesorios adaptados al nivel de esta bici fuera de serie.

Fujin SL 2 - Complete

En este caso, hemos traído una bici pensada para ir cómodamente reclinados con la menor resistencia al viento, condiciones dadas por el tipo de ruedas, inclinación del asiento (> 35º) y la sensible disminución del peso.

Fujin SL 2 - Detail 2

Entre los diferentes tipos de manillares que pueden pedirse como opción (manillar abierto, rígido aerobar, plegable) se ha seleccionado un manillar fácilmente configurable a la altura del ciclista y con la posibilidad de abatir el mismo para desmontar más cómodamente de la bici.

Fujin SL 2 - Detail 1

Para realizar una prueba en un modelo Fujin de Challenge Bikes, contactar a través de info@okocicle.com
Estamos situados al lado del carril bici del anillo verde ciclista de Madrid.

Un saludo del equipo Okocicle.